3 sugerencias para abordar ESI en el nivel inicial

3 sugerencias para abordar ESI en el nivel inicial

El nivel inicial no es sólo la primera salida de les niñes del ámbito de la familia, sino también es la primera experiencia más formal y sistemática de incorporación de contenidos, conceptos, habilidades y actitudes.

Por eso… ¿cómo no abordar ESI desde muy pequeños?

En esta nueva entrada de blog te comparto tres sugerencias para abordar ESI en el nivel inicial:

Ponete los lentes de la ESI.

¿Qué significa esta frase? Que lo primordial en el abordaje de los ejes propuestos por la ley es mirar lo cotidiano del aula con perspectiva en ESI.

Desde el saludo a la mañana temprano, el momento de jugar, los cuentos elegidos, el nombre de la sala, las notitas a las familias o la respuesta a un emergente deben estar “teñidos” del color de la ESI. ¿Por qué? Porque es en esas pequeñas cosas, en esas actitudes que se construye firmemente la educación sexual. ¿De qué sirve hablar de género si no lo llevamos a lo cotidiano?

Y es esta sugerencia que se juega una de las puertas de entradas de la ESI: la reflexión sobre nosotros mismos. Porque es eso, y especialmente eso, lo que facilita construir esa mirada, esa perspectiva.

Estar atentos a los emergentes

Si planificaste para el mes abordar que los colores no tienen género, pero en la sala se avecina el nacimiento de un hermanito o entra una nena trans, ese emergente debería ser el eje del trabajo y dejar en todo caso el tema de los colores para más adelante…o mejor aún incorporar la situación al tema. Por ejemplo: si una nena trans entra a la sala podés hablar de “los colores sin género” y de las nenas y nenes cuyo género no se corresponde con los genitales y abrir así a que ser nena o varón va más allá de tener vulva o pene. O ante el inminente parto hablar de la costumbre de vestir a los recién nacidos de ciertos colores para identificarlos como nenas o nenes. Y así debatir estos temas.

Usar el juego como disparador

¿Y cómo no sugerirte el uso del juego? Tanto con los juegos y juguetes que ya tienen en la sala o a través de aquellos desarrollados específicamente para abrir temas de educación sexual.

En el primer caso se puede , cada tanto , poner en tensión situaciones que sean estereotipadas: ¿ por que los nenes no pueden jugar a las muñecas y sí al futbol? O instalar un día específico de juegos sin género, donde elijan por gusto y no por mandatos.

En el caso de juegos específicamente para hablar de ESI ( como Desarmando los géneros o Iguales y Diferentes) los podés tener junto con el resto de los juegos y juguetes para que los puedan usar libremente o darles un día específico que quieras abordar ciertos temas: por ejemplo si querés hablar del propio cuerpo, de las “partes íntimas” y sus nombres correctos, podés usar Iguales y diferentes para hablar de penes y vulvas, o del útero y los testículos. Y también trabajar en la prevención del abuso instalando la idea que son esas partes las que no deben ser tocadas sin su consentimiento.

¿ Y vos? ¿ Cómo abordás ESI en el nivel inicial?

Deja una respuesta